Una Introducción a la GERMANISCHE HEILKUNDE®

según el Dr. med. Ryke Geerd Hamer

Nomenclatura
El lenguaje de La Germánica Heilkunde – la nueva terminología

La explicación del lenguaje o la terminología de La Germánica Heilkunde® (antes: NEUE MEDIZIN, Germanische Neue Medizin*) es de particular importancia para excluir los malentendidos desde un inicio. Debido a los puntos de vista completamente nuevos y a la pertinente nomenclatura basada necesariamente en ellos, sería muy fácil que surgieran problemas lingüísticos entre la medicina anterior y La Germánica Heilkunde®. Para comprender y aplicar correctamente sus leyes en todas las consecuencias diagnósticas, terapéuticas y humanas en general, es indispensable un sistema de pensamiento inmanente como requisito previo. La tarea de este capítulo es arrojar luz sobre esto.
Debido a las hipótesis dogmatizadas, la nomenclatura de la medicina convencional ya no sabe distinguir entre los hechos y los pronósticos basados en hipótesis. Por eso no podemos adoptar la nomenclatura en gran parte. La Germanische Heilkunde® (o La Germánica) debe crear una NUEVA nomenclatura, una NUEVA terminología - ¡un lenguaje completamente NUEVO!


Dirk Hamer Síndrome véase DHS

Conflicto Biológico
Es cualquier conflicto en humanos o mamíferos que estalla con un DHS.
Los conflictos biológicos sólo pueden entenderse desde el punto de vista del desarrollo como conflictos arcaicos que, en principio, son análogos en los seres humanos y en los animales. El animal sigue sintiendo la mayoría de estos conflictos biológicos en términos reales, los humanos a menudo los transponemos. Para el animal, un bulto que no puede tragar sería realmente un trozo de comida, para los humanos también podría ser un billete de mil marcos o un premio de lotería.
Todos los reles del tronco cerebral implican los conflictos de agarrar un bulto (bocado), poder tragarlo, poder digerirlo, poder excretar las heces, etc.
El carcinoma del tubo colector del riñón, por ejemplo, se supone que evita que el organismo se seque durante el "conflicto de refugiados o existencial";  y la orina estará muy concentrada.

Véase también Código de comportamiento

Contenido de Conflicto
Los conflictos biológicos son todos arcaicos y se manifiestan de forma análoga en los humanos y en los animales. En el pasado, pensábamos que los llamados "conflictos psicológicos", o más bien los problemas psicológicos, eran los únicos conflictos importantes. Eso fue un error. Los cambios e interruptores en el cerebro son sólo causados por los conflictos biológicos, análogos en los seres humanos y los animales. La denominación de los contenidos del conflicto sólo tiene en cuenta el hecho de que estos conflictos deben ser casi "interanimales", al menos para "nosotros los mamíferos".

Todos estos conflictos también los sufren análogamente nuestros prójimos, los animales en un sentido muy real, mientras que los humanos suelen sufrir estos conflictos en un sentido más figurado (por ejemplo, a menudo verbalmente). Básicamente, siempre ha habido un lenguaje biológico común entre los humanos y los animales (especialmente los mamíferos). Así lo demuestra el hecho de que los humanos nos sintamos tan conectados con los perros, los caballos o las vacas que podamos comunicarnos con ellos y percibirlos como "cuasi-humanos". Así que también sufrimos el mismo conflicto de pérdida cuando muere nuestro compañero humano o nuestro perro compañero. Por ejemplo, si un perro joven está enfermo, la mujer humana también siente un "conflicto de atención materno-infantil" con el cáncer de mama a la izquierda, en la mujer diestra. A la inversa, el animal siente los mismos conflictos biológicos respecto a nosotros, los humanos, como compañeros, etc. El conocimiento del contenido de los conflictos abrirá por fin, espero, una nueva era en la relación entre los seres humanos y los animales; lejos de la terrible comprensión del animal como una cosa, que ha encontrado su terrible clímax en la extinción de muchas especies animales raras y en los experimentos con animales completamente innecesarios, que son una vergüenza para toda la humanidad.

Masa de Conflicto
La masa del conflicto se calcula en función del producto de la intensidad del conflicto y la duración del mismo. La masa conflictiva es decisiva en cuanto a que un individuo sobreviva o no en la fase de curación (por ejemplo, el infarto?). Hay un fenómeno que garantiza que apenas se acumule masa conflictiva: la constelación de esquizofrenia

Programa Especial Biológico con Sentido véase SBS (=Sinnvolles Biologisches Sonderprogramm der Natur) 

Fase-ca
Fase de conflicto activo:  con simpaticotonía permanente, piel y extremidades frías, insomnio, pérdida de apetito, el pensamiento siempre gira en torno al contenido del conflicto. FOCO DE HAMER en el cerebro en configuración de diana de anillos definidos, en la zona del órgano crecimiento del cáncer (órganos controlados por el cerebro viejo) o necrosis o crecimiento de la úlcera (órganos controlados por el cerebro nuevo)).

véase también 2 Ley Biológica

Conflictolisis (CL)
La conflictolisis, la resolución del conflicto biológico. Punto de transición del tono simpático permanente a la vagotonía permanente, o del ritmo diurno permanente al ritmo nocturno permanente, o del tono de estrés al tono de reposo. 

véase también resolución de conflicto en el capítulo  Germánica y animales

Fase-pcl
Fase post-conflictolítica : Fase de curación que comienza con la conflictolisis y termina con la renormalización o normotonía. En el momento nadir de esta fase pcl de vagotonía, también llamada fase nocturna permanente, encontramos la crisis epiléptica/epileptoide respectivamente.
Cerebral: disolución edematizada de la configuración del disco de cierre agudo del HH de la fase ca ? (anillos de edema, edema intrafocal y perifocal del Foco de Hamer (HH= HAMERschen HERDE).
Psíquico: El conflicto ya no es ningún problema.
Orgánico: En los órganos controlados por la corteza cerebral (con la excepción del SBS con reducción funcional) y por la médula cerebral: crecimiento en la curación.
En el caso de los órganos controlados por el cerebro antiguo: disminución de los tumores por los microbios.
Todos los microbios que conocemos trabajan sin excepción en esta fase pcl, ni antes ni después. Es decir: Si durante la fase pcl nos faltan los microbios apropiados, por ejemplo, los bacilos acidorresistentes de la tuberculosis, el tumor permanecerá sin caseificar y sin disminuir. Las micobacterias tuberculinas no nos sirven para el carcinoma existente después de la fase pcl. Sólo nos pueden servir para un carcinoma posterior. En este caso, sin embargo, los viejos carcinomas que ya existían desde hace tiempo ya no serán "atacados".
Véase también 2 Ley Biológica 

epi-Crisis (EK = Epileptische Krise)
Crisis Epiléptica: = ataque tónico-clónico epiléptico, punto más profundo de vagotonía en la fase de curación después de un conflicto motor. La crisis epiléptica es el punto de inflexión hacia la renormalización, que, sin embargo, únicamente se alcanza al final de la fase de curación. La crisis epiléptica es una recurrencia de conflicto cuasi fisiológica y obligatoria, puesta en marcha por la naturaleza en plena fase de curación, cuasi imaginaria. En esta crisis epiléptica, el paciente experimenta de nuevo todo su conflicto biológico de la fase de conflicto-activo (fase-ca) a cámara rápida. De este modo, el organismo consigue que los edemas sean exprimidos y se pueda desencadenar la renormalización (con fase de diuresis).

Crisis Epileptoide (EK =Epileptoide Krise) : A excepción de los conflictos biológicos motores, que tienen una crisis epiléptica en la fase de curación (fase pcl), básicamente todas las enfermedades de toda la medicina tienen una crisis epileptoide. Epileptoide significa "similar a la epilepsia". En las crisis epileptoide no hay convulsiones tónico-clónicas como en los conflictos motores, pero cada tipo de conflicto biológico y de enfermedad tiene su tipo muy específico de crisis epileptoide. Por ejemplo, la crisis epileptoide en la fase de curación tras un conflicto de separación sensorial es en una ausencia. Lo mismo ocurre con los conflictos biológicos de separación brutal con la imposición del dolor de los conflictos periostio-sensoriales. Una crisis epileptoide típica del conflicto territorial con úlceras en la íntima coronaria (arco branquial descendente, ectodérmico!) es el infarto de miocardio (coronario), por lo que distinguimos el infarto periinsular del corazón izquierdo controlado derecho-cerebral y del infarto periinsular del corazón derecho controlado cerebral izquierdo, acompañado de úlceras de las venas coronarias en la fase ca. El infarto del corazón derecho es sinónimo de embolia pulmonar y de crisis epileptoide del carcinoma cervical en fase pcl. La relación de estos dos órganos se puede explicar por el hecho de que, desde el punto de vista del desarrollo ontogénico, el hombre fue una vez un ser con fisionomía anular. En esta fase ontogénica tan temprana, los dos órganos se encontraban muy avecinados.

Otra crisis epileptoide es, por ejemplo, la llamada "lisis" en una neumonía, siendo ésta la fase pcl de un carcinoma bronquial.
Incluso los tumores controlados por el tronco cerebral presentan estas crisis epileptoides en la fase pcl, con o sin presencia de micosis o tuberculosis, es decir, con o sin caseificación y eliminación del tumor.
Así como habíamos conceptuado el infarto o la embolia pulmonar como enfermedades por separado, ahora en La Germánica Heilkunde® (antes: Germanische Neue Medizin®, Nueva Medicina, Nueva Medicina Germánica) conocemos dos tipos de asma, que tienen en común que ambos representan una constelación esquizofrénica.

En todas las enfermedades vemos la llamada "fase de orina" o fase de diuresis, inmediatamente después de la EK. A partir de la EK, el organismo excreta el exceso de agua almacenada. Los pacientes suelen eliminar entre tres y cinco litros de líquido. Sabiéndolo de antemano se quedan tranquilos. Si no lo saben, se horrorizan al descubrir que han perdido varios kilos. Cuando la fase de orina ha pasado felizmente, el organismo vuelve a la renormalización. Normalmente ya no ocurre mucho más en el proceso.

HAMERscher HERD (HH) véase Focos de Hamer

Rieles vease Rieles
Si un individuo sufre un conflicto biológico a causa de un DHS, en el momento del DHS no sólo se graba el conflicto en sí, sino también ciertas circunstancias que lo acompañan. Si una de estas circunstancias simultáneas se le vuelve a presentar más tarde, entonces todo el conflicto puede volver a producirse como una llamada recidiva. El cuadro es que siempre se pasa de ese rail secundario al rail principal. De ahí el nombre de rail.

Símpaticotonia y Vagotonia
El sistema nervioso autónomo es el centro informático del ritmo biológico de nuestro cuerpo.
Cuando nuestro organismo está en buena salud, oscila en los llamados ritmos, al igual que en ciclos mayores. Llamamos a este ritmo el ritmo día/noche o también el ritmo vigilia/sueño o el ritmo tensión/recuperación o el ritmo simpaticotónico/parasimpaticotónico (=vagotónico).
Este ritmo día/noche oscila como un reloj en los seres humanos y en los animales, por lo que algunas especies animales ("cazadores nocturnos") tienen la fase de tensión por la noche y la fase de descanso durante el día. Este ritmo, que también llamamos ritmo vegetativo, es un componente central de todo nuestro organismo, de hecho de toda nuestra vida. La función de todos nuestros órganos está coordinada por este ritmo vegetativo. El sistema nervioso que se encarga de esta coordinación se llama sistema nervioso vegetativo o autónomo. A menudo se compara con las dos riendas de un caballo, entre las que nuestro organismo camina como un caballo. Una rienda, el sistema nervioso simpático, tira en dirección a la tensión, la otra, el sistema nervioso parasimpático, en dirección a la recuperación y el descanso.

En casi todas las culturas, la noche representa la oscuridad, el frío y la muerte, mientras que el día representa la vida, la luz y el calor. En la naturaleza, sin embargo, la recuperación, el descanso y la vagotonía se producen por la noche, mientras que el estrés y el conflicto se producen durante el día, con la excepción de los llamados "cazadores nocturnos", que tienen el ritmo contrario al de sus presas. La propia naturaleza lo tiene en cuenta en el sentido de que los animales de presa en la fase-pcl (en el caso del SBS) sólo pueden dormir después de las 3 ó 4 de la mañana, cuando amanece, para no ser atacados y asesinados por el cazador nocturno en la oscuridad durante el sueño profundo.
Queremos acuñar un nuevo término para este vaivén biológico:

el ritmo ondular biológico

Tanto la normotonía como el carácter bifásico del programa especial biológico con sentido son, pues, variaciones de este ritmo ondular biológico. En mi opinión, este ritmo ondular biológico es el motor primigenio de la vida en general.

Simpaticotonía
Primera fase del proceso de "enfermedad" o del programa biológico especial. En el sentido de la simpaticotonía permanente, es lo mismo que la fase ca. Como inervación: desplazamiento permanente del equilibrio vegetativo hacia el nervio simpático (cordón fronterizo del sistema nervioso simpático).
Los síntomas: Midriasis, taquicardia, hiperhidrosis, hipoacidez de estómago, parálisis intestinal paralítica, etc. Esto solía entenderse generalmente como un trastorno vegetativo (labilidad vegetativa). Los hechos eran correctos, pero faltaba la comprensión de las causas.

Vagotonia
Inervación vegetativa del sistema nervioso parasimpático, también parasimpaticotonía. En el sentido de vagotonía permanente, es lo mismo que la fase pcl. El nervio vago se considera un nervio craneal por sí solo, y con varias partes, un núcleo dorsal, un nervio ambiguo y un nervio tractus solitarii. Vagotonía (según Eppinger, Haas 1910): Desplazamiento permanente del equilibrio vegetativo en el sentido de una excitabilidad aumentada o un predominio del sistema parasimpático. En el pasado, se entendía que se trataba de una labilidad vegetativa predominantemente constitucional.
Los síntomas: Hipotensión, bradicardia, miosis, hiperacidez gástrica, cólico intestinal, aumento de la secreción salival. Lo que ahora llamamos fase-pcl en La Germánica también se había observado, por supuesto, en el pasado, pero no se había podido entender y, por tanto, se había interpretado erróneamente como "labilidad vegetativa" o "distonía". El hecho fue indiscutible y lo seguirá siendo, pero la valoración del hecho fue errónea.

* (=Nueva Medicina Germánica, a veces abreviada "la Germánica")

Traducido por grupo de trabajo español

Copyright by Dr. med. Ryke Geerd Hamer